Ir al contenido principal

Razon n○ 20: la siesta



Queridos navegantes,

Larga ha sido mi ausencia y grande mi añoranza por escribir en este blog. Sin embargo,  dejemos las lagrimas y los reencuentros para otro día que hoy tengo algo más importante que contaros y me dueke la cabeza por una razón que pronto sabréis.

Pues si. He vuelto. Y aunque muchas han sido mis alegrias en este tiempo, ha sido precisamente ahora que me he dado cuenta de que o le ponía un toque de humor a mi vida o iba a acabar como una viejaamargadaespiavecinos.

Os cuento. A mi, como a cualquier mujer española que se precie, me encanta la siesta.  A mis vecinos de la playa también les gusta... solo que sus amados hijos no les dejan dormirla y ellos en venganza ¿que hacen? Les azotan! Les dejan si  cenar! Les obligan a ver Dora la exploradora para que vayan interiorizando su futuro como emigrantes españoles! Noooooo!! Nada de eso!! Lo que hacen los padres ¡benditos! es soltarles a jugar al jardín! Que dices tu "bueno, si las pobres criaturas con sus muñecas y cochecitos no molestan a nadie!" 

Aiiiii incrédulos! Que no sabeis ná de ná! Que las muñecas han pasado de moda! Que lo que se llevan ahora son los coches a motor con el típico sonido desgarrador!! Que tu estás durmiendo y dices "socorroo!!!" Que eso hace más ruido que una apisonadora en un barrio de Madrid!! Nada nada de muñecas.. los niños ahora tienen bicis! Y vosotros diréis con razón "pero si las bicis no hacen ruido..." Nooooo!!! las bicis nooo!! Pero las bocinas que los ilusos padres compran a sus criaturas de cinco años si!! Que dices tu.. ¿y para que le compras una bocina a una niña que lleva ruedines? ¿por si alcanza los 10 km/h y atropella a una tortuga reumática que por ahí pasaba?

Pues si queridos navegantes... entre niños, bocinas, cochesodiososconruidoquelamadrequelesparioaquienesloinventaron, y abuelas pedorras que no paran de gritar cuando ves que estás durmiendo cuál Jesús entre sus pajas.. así, en esta época del año que da para pensar, me planteo yo mi futuro.. y digo.. ¿de verdad quiero tener hijos? ¿de verdad quiero yo privarme de mis amadas siestas en verano para a las 5 de la tarde sacar a mis hijos al jardín a molestar a los vecinos? y poco a poco, la respuesta viene a mi mente: venganza! Pienso tener 5 hijos! Y en mi casa habrá una norma muy firme escrita a fuego e inquebrantable... TODO NIÑO PUEDE GRITAR Y MOLESTAR A LA HORA DE LA SIESTA EN VERANO! Porque si yo me he tragado a toda la panda esta gritando y montando cochesruidosos  a los míos los aguantarán tambien muajajaja y como vea a la vieja gritona quejarse invito a lo vecinos!!

Por cierto.. que nunca me ha gustado el heavy metal pero me parece que esta noche hago la técnica de mi hermana y me salgo con los altavoces a bailar al jardin jajaja

No ahora en serio.. quiero agradecer a mis vecinos de la playa que si no fuera por sus criaturas, y dado mi amor por el sofá, no sería capaz de despertarme de la siesta. Y la verdad que gracias a ellos me he reido escribiendo estas lineas.

Feliz mes de Angosto!

Marta
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Razón nº 7: Ser mamá

Queridos navegantes,




En estos meses han nacido un par de pequeños duendecillos y he estado pensando en lo bonito que es ser mamá y en todo el trabajo que conlleva. Yo como nanny viví los primeros pasos de la nena que cuidaba y las primeras palabras de little demon, asi que no puedo imaginar lo que tiene que ser ver a tu bebé todos los días y poder reirte con sus moñerías.


Sin embargo, por muy bonito que os lo pinte, los que sois padres sabéis que los niños cambian la vida de una pareja (o madre/padre soltera/o) de forma radical y a veces en pequeños detalles que nadie te había comentado (yo no tenía ni idea de que las madres tenían sed cuando daban de mamar!)  Hoy os dejo un artículo del blog De mamás y de papásescrito por Cecilia Jan en El Pais. Al leerlo he pensado en si será muy dificil para mi renunciar a estas cosas cuando llegue el momento (mamá, lo siento, parece que tendrás que esperar para ser abuela... o resignarte a tener nietos feos y marrones jajaja)


Ahí va: (con comentarios…

Razón nº 12: los médicos

Queridos navegantes,
¡Ya estoy de nuevo por aquí!  Seguro que me echabais de menos ¿verdad?  Entre las prisas de la rutina encuentro un momento para escribir sobre la razón de hoy: los médicos. Tengo que decir que ya llevaba tiempo pensando en escribir sobre este tema pero hoy en clase una profesora ha terminado de inspirarme así que he decidido escribirlo antes de que se me olvide (si, lo sé, Dory es mi hermana gemela...). Antes de nada me gustaría decir que no tengo ningún ánimo de ofender a los doctores que hacen bien su trabajo. Allá vamos.


Pongámonos en la situación de que un día nos despertamos y nos duele el páncreas o la mácula (super común el ejemplo, a quién no le pasa??) y entonces como no es algo que se pueda solucionar con el dichoso propóleo o las pastillas de herbolario de tu padre decides hacer acopio de valor, coger el teléfono y pedir cita para el médico de cabecera. Después de pulsar siete veces el número 1 y tres asteriscos, almuadilla y bailar la jota con la musiquita…

Razón nº 14: los skates

Queridos navegantes,

Ya estoy aquí de nuevo!
En primer lugar me gustaría hacer un comentario dirigido a las personas que reciben mis entradas por correo electrónico. Me han comentado que algunas veces cuando subo vídeos no los podéis ver directamente desde el email porque no aparece el link. Por eso, os sugiero que vayáis al final del mensaje donde pone  Publicado por Marta Hernández paraLa sonrisa del arlequín y pinchéis en "La sonrisa del arlequín" para ver la entrada en el blog, que siempre aparece más bonita y en todo su esplendor (y además sirve para aumentar el contador de visitas jajaja guiño guiño).
Después de este inciso voy con el tema que nos trae hoy aquí: los skates (monopatin para los de la generación X). Si, esas tablas tan monas con cuatro ruedas que últimamente invaden las calles de nuestras ciudades, pueblos, chabolasenmitaddelcampo, y demás lugares donde la gente vive. Porque en cuestión de dos, tres años, la tribu urbana de los skaters se ha multiplicado …